DOLOR FACIAL, CEFALEAS, MIGRAÑA.

Hoy día es muy frecuente sentir el comentario: “tengo dolor de cabeza frecuente, “me dijeron que padezco de migraña”, “me realizaron muchos estudios y no me dio nada”.

Ahora bien ¿qué es el dolor de cabeza?, ¿Cuáles son las causas que lo pueden originar?.

Antes de contestar estas preguntas, debemos aclarar que son pocos los elementos de la cabeza que pueden originar dolor, dentro de ellos mencionaremos principalmente:
• El cuero cabelludo.
• Las arterias meníngeas.
• Los grandes vasos sanguíneos del cráneo.

El paciente que padece de dolor de cabeza, cefalea, migraña (aclarando que todos estos términos entran dentro de la calificación de dolor de cabeza o algia), el dolor es por lo general, en una zona determinada del cráneo, siendo la más frecuente por arriba de la oreja, también la parte frontal, los ojos y a veces la cara, en donde se denomina algia facial.
El dolor a veces pude ser en la hemicránea derecha y a veces puede dolor en la parte izquierda de la cabeza.
Al paciente le molesta la luz, le molesta el ruido, todo eso es normal en los síntomas que el padece y científicamente explicable.
Muchas veces si el dolor dura mucho tiempo y es intenso puede ocasionar nauseas o vómitos.
Se recluye en un cuarto oscuro y en silencio, perdiendo generalmente el trabajo, la familia y entrando en un estado de depresión grande, no puede dormir, cambia los hábitos de alimentación, etc..
Ahora bien, hecha esas aclaraciones, pensando que muchos pacientes se sentirán identificados, daremos una pequeña explicación de las cefaleas, recordando que dentro de ellas está la llamada migraña, que afecta a gran cantidad de personas también.

Una causa poco frecuente de dolor de cabeza, son los procesos tumorales, las hidrocefalias, malas formaciones congénitas. Entonces nos queda un porcentaje alto, donde el dolor de cabeza puede venir o ser ocasionado por una disfunción o alteración en algún sistema.

El porcentaje de pacientes que sufre de cefaleas es muy alto, estimándose que un 80% de la población mundial padece o padeció de dolores de cabeza.

Lo que desmoraliza a los pacientes que se les realizan tomografías computadas, resonancias magnéticas, etc. y no le encuentran nada. Es muy fácil examinar a un paciente para descartar alteraciones centrales, lo que nosotros llamamos un buen diagnóstico, el cual puede ocluir como mínimo: el estudio de los pares craneanos y el Romberg.

Una vez que se descarta alguna alteración tumoral, isquémica o de derrame, se pasa a observar al paciente si no tiene una disfunción o alteración funcional en la articulación de la mandíbula y el cuello, que pueda ser la causante de ese dolor de cabeza.

El cráneo esta unido funcionalmente a la mandíbula o maxilar inferior, conjuntamente con las dos primeras vértebras cervicales (atlas, axis) únicas vertebras que no tienen disco entre ellas.

Forman lo que se denomina unidad funcional cráneo-cérvico-mandibular, es importante este concepto, porque es ahí en donde se dan la mayor de las alteraciones.

La articulación de la mandíbula o maxilar inferior juega un papel importante en este síntoma por la relaciona anatómica y nerviosa que mantiene. Simple de examinar a la palpación: “toque las articulaciones del maxilar inferior levemente, abra y cierre la boca despacio y observe si se mueven igual el lado derecho que el izquierdo. Generalmente en un disfuncionado no se mueven igual, esa puede ser la causa de sus dolores de cabeza”.

PERO ¿EN QUE INFLUYE EN LOS DOLORES DE CABEZA, UNA ALTERACIÓN DE LA COLUMNA CERVICAL O LA MANDÍBULA?
El dolor de cabeza puede ser ocasionado por dos orígenes distintos principalmente: dolor por alteraciones de la columna cervical; dolor por alteraciones en la articulación del maxilar inferior.
En el costado de las vértebras cervicales emergen los nervios que darán sensibilidad, movilidad a diferentes partes de los miembros superiores incluyendo el cuello, cabeza, pero también a una parte del cráneo o bóveda craneana.
Cuando algunos de estos nervios que emergen se encuentran apretados por la contractura de un musculo, darán el síntoma de dolor correspondiente a la zona que el inerva y también pérdida de fuerza por ejemplo se le caen las cosas de la mano, se le duermen los brazos.
Pero es importante destacar que también pueden ser ocasionados por alguna de las ramas nerviosas del nervio trigémino comprimidas en el recorrido que efectúa para inervar algún músculo.

El nervio trigémino inerva la cara, pero también parte del cuero cabelludo.
Si se produce una contracción muscular, esta contractura actuara en las vértebras que no tienen disco entre ellas, como son al atlas y el axis, originado que el nervio que pasa entre ellas se vea apretado y por lo consiguiente ocasionará dolor en la zona que este nervio tiene su representación, que puede ser en la parte inferior de la mandíbula, cuello, irradiación al brazo.
Esta alteración se puede apreciar mediante una radiografía simple y también clínicamente, unas de estas radiografías pueden ser:
• Radiografía cráneo cervical lateral C2-C7,
• Radiografía panorámica u ortopantomografía.
• Radiografía antero posterior C1-C2.

Estas patologías tienen solución, solo hay que lograr establecer nuevamente la posición normal de las vértebras y la articulación de la mandíbula (ATM), impidiendo que elementos nerviosos se compriman y que músculos se tensen y por lo consiguiente ocasionen dolor.

Siempre hay que descartar otro tipo de patología, si es una disfunción el tratamiento no es doloroso y sus resultados se aprecian en las primeras semanas del tratamiento.

Los tratamientos no son dolorosos, en las primeras secciones el paciente logra el alivio y consecuentemente la no toma de medicamentos que le producen a largo tiempo gastritis/ulceras.

Estamos a sus órdenes con una atención personalizada y con técnicas actualizadas, su pregunta no molesta.

Dr. Adolfo Pérez Brignani

Mail: painatm@hotmail.com